Lunes a Viernes de 9.00 a 14.30 horas y 17.00 a 19.00 horas.

Campañas y eventos

 
El grupo AMIZADES, ofrecerá un concierto benéfico a favor de Caritas Interparroquial de A Coruña.
¿Cuándo?: 7 de JULIO
Dónde: Auditorio del Ágora, a las 19.30 horas.
Donativo por la entrada: 8,00 €
Lugar de venta: Sede Caritas Interparroquial (Plaza de Recife s/n, frente a la iglesia de San Pablo) y algunos grupos de Caritas Parroquiales.
Queremos que esta iniciativa solidaria sea un éxito. Para ello necesitamos llenar el auditorio, que tiene 500 localidades. Las entradas ya están a la venta. Nos puedes ayudar comprando la tuya y/o divulgando la noticia.
¡¡EL 7 DE JULIO TODOS AL ÁGORA!!
¡¡LLEGA EL CAMPAMENTO INFANTIL DIVER VERANO!!
De nuevo llega el verano, y con él los campamentos urbanos, que tanto gustan a los “peques”.
Caritas Interparroquial de A Coruña y la parroquia de San Luis Gonzaga, con apoyo de Caritas Diocesana de Santiago, organizan un año más dos campamentos en el mes de julio. Podrán apuntarse los niños nacidos entre el 2005 y 2012, con preferencia de aquellos cuyas familias estén pasando por una situación difícil.
El objetivo es que todos los niños tengan acceso en igualdad de condiciones a un ocio educativo y divertido, lejos de los problemas de los mayores.
Plazo de inscripción: del 22 de mayo al 21 de junio (de lunes a viernes, de 8.00 a 14 horas), en la sede de Caritas Interparroquial en Plaza de Recife s/n (bajo frente a la iglesia de San Pablo)
Turnos: del 3 al 14 de julio y del 17 al 31 de julio.
Lugar: locales parroquiales de San Luis Gonzaga (C/ San Rosendo 11)
Por experiencia de otros años podemos decir que los niños lo pasan fenomenal, así que animaros a apuntarlos. Ni ellos ni vosotros os arrepentiréis

La solidaridad ya ha comenzado a hacerse patente en la campaña de recogida de material escolar para el curso 2017-2018. Así, el día 10 de junio, el Coro y la Orquesta de Cámara de la Escuela Municipal de Música de A Coruña actuaron a favor de Cáritas para solidarizarse con esta iniciativa. Las instalaciones para dicho evento fueron cedidas desinteresadamente por el Casino Sporting Club de A Coruña.
El día 16 de junio, a las 11.00 horas, tuvo lugar en la sede del Casino, en la calle Real, un acto simbólico de entrega de la donación, al que asistieron la directora de Cáritas Interparroquial de A Coruña, Pilar Farjas, el presidente del Casino Sporting Club, Juan José Medín, y José Manuel Yáñez de la Escuela Municipal de Música.
Asimismo, la sede de la calle Real del Sporting Club Casino recogerá durante todo el verano donaciones de material escolar para continuar apoyando a las familias en situación de exclusión y a Cáritas.


MENSAJE DE LA COMISIÓN EPISCOPAL DE PASTORAL SOCIAL
“Llamados a ser comunidad”
En la fiesta del Corpus Christi, los cristianos adoramos la presencia real de Jesucristo muerto y resucitado por nuestra salvación bajo las especies sacramentales del pan y del vino consagrados. En este día acogemos la invitación de Cáritas a crecer como comunidad de hermanos y a participar en la Eucaristía, sacramento de comunión con Dios y con nuestros semejantes. De este modo, cuantos comemos de un mismo pan no sólo somos invitados a formar un solo cuerpo, sino a crecer en la espiritualidad de comunión que dé sentido y anime nuestro compromiso social en favor de los que sufren.
Vivamos en comunión
 Con el lema “Llamados a ser comunidad”, Cáritas nos invita en su campaña institucional a poner el foco de atención en la dimensión comunitaria de nuestro ser, como eje fundamental de nuestro hacer al servicio del Reino de Dios y del proyecto de transformación social en el que estamos empeñados en el ejercicio de la caridad.
 El redescubrimiento de nuestro ser comunitario es el punto de partida para superar nuestros intereses individuales, los comportamientos autorreferenciales y colaborar con el Señor en la construcción de un mundo en el que la experiencia del amor de Dios nos permita vivir la comunión y construir una sociedad más justa y fraterna.
 La comunidad, nos recuerda Cáritas,  es el ámbito donde podemos acompañar y ser acompañados, donde podemos generar presencia, cercanía y un estilo de vida donde el que el que sufre encuentre consuelo, el que tiene sed descubra fuentes para saciarse y el que se siente excluido experimente acogida y cariño. En la comunidad podemos responder al  mandato de Jesús, que nos mandó dar de comer al hambriento (Mc 6,37) y podemos implicarnos en el desarrollo integral de los pobres, buscando los medios adecuados para solucionar las causas estructurales de la pobreza.
 Sólo así podremos encontrar salidas a nuestra realidad social, más centrada en la búsqueda de intereses egoístas, en la agresividad ideológica y en la permanente descalificación del otro que en el descubrimiento de lo que nos une y nos enriquece a pesar de las legítimas diferencias.
Cultivemos la espiritualidad de comunión
 Ahora bien, si queremos ser ámbito de comunión y constructores de comunidad, necesitamos cultivar una verdadera espiritualidad de comunión al estilo de aquellos primeros cristianos que vivían unidos y lo tenían todo en común, porque eran asiduos en la enseñanza de los apóstoles y en la fracción del pan .
 San Juan Pablo II nos describía con gran profundidad las características de esta espiritualidad de comunión, al comenzar el presente milenio:
 “Espiritualidad de comunión significa ante todo una mirada del corazón hacia el misterio de la Trinidad que habita en nosotros, y cuya luz ha de ser reconocida también en el rostro de los hermanos que están a nuestro lado”.
 “Espiritualidad de comunión significa, además, capacidad de sentir al hermano de fe en la unidad profunda del Cuerpo místico y, por tanto, como “uno que me pertenece”, para saber compartir sus alegrías y sus sufrimientos, para intuir sus deseos y atender a sus necesidades, para ofrecerle una verdadera y profunda amistad”.
 “Espiritualidad de comunión es también capacidad de ver ante todo lo que hay de positivo en el otro, para acogerlo y valorarlo como regalo de Dios: un “don para mí”. Además de ser un don para el hermano que lo ha recibido directamente”.
Promovamos cauces para vivir la comunión con los que sufren
 A la luz de este texto y con la mirada puesta en nuestra realidad eclesial y social, queremos señalar algunas de las implicaciones que demanda de todos nosotros una verdadera espiritualidad de comunión con los que sufren:
 1. Comunión y dignidad humana 
 La espiritualidad de comunión nos exige descubrir nuestra identidad y nuestra dignidad personal. Esta dignidad no se sustenta en factores económicos, en razones étnicas, en cuotas de poder ni en fluctuantes acuerdos humanos. Su fundamento radica en el misterio de la Trinidad que nos habita y nos constituye como imagen suya. Somos seres nacidos de la comunión y hechos para la comunión. Cuando eso falla, y este es uno de los vacíos de la cultura actual, la cuestión social se convierte en una cuestión antropológica  y el mayor problema no está sólo en la pobreza, sino en la pérdida de la dignidad humana que se esconde detrás de la pobreza y que afecta a quienes la sufren y a quienes la generan.
 
 2. Comunión y cuidado de la casa común
 La espiritualidad de comunión nos sensibiliza sobre la importancia de sentirnos solidarios con la realidad global de nuestro mundo, sabiendo que el cuidado de nuestra vida, de las relaciones con la naturaleza y de la casa común es inseparable de la justicia, la fraternidad y la fidelidad a los demás.  En consecuencia, nos empuja a tener un corazón abierto y universal para acoger a todos  -especialmente a los excluidos, los descartados, los migrantes, los refugiados- y para integrarlos en nuestra comunidad haciéndolos partícipes de ella con todos sus derechos y con todas sus potencialidades.
 3. Comunión y desarrollo humano integral
 La espiritualidad de comunión nos lleva a vivir el servicio de la caridad como un servicio al desarrollo humano integral. No estamos en el mundo sólo para dar pan o para promover un simple desarrollo económico. Como Jesús en el desierto, hemos de tener siempre presente que “no sólo de pan vive el hombre” (Cfr Mt 4,4). Además de pan, necesitamos “Palabra”, relación, comunicación, comunión y sentido. Necesitamos a Dios y nos necesitamos unos a otros. Por eso, decimos que estamos al servicio del desarrollo humano integral, para “promover a todos los hombres y a todo el hombre”, como formuló el beato Pablo VI (PP n.14). Precisamos un desarrollo que integre a todos los pueblos de la tierra, que integre la dimensión individual y comunitaria, la dimensión corporal y espiritual del ser humano, sin absolutizar al individuo ni masificarlo, sin reducir el desarrollo al crecimiento económico y sin excluir a Dios de la vida del hombre.
 4. Comunión y compromiso transformador 
 La comunión con los que sufren a causa de la marginación y la exclusión nos mueve a reaccionar ante las injusticias sabiendo que no es suficiente atender a las víctimas. Es necesario incidir en el cambio de las reglas de juego del sistema económico-social. Como dice el papa Francisco, “imitar al buen samaritano no es suficiente […], es necesario actuar antes de que el hombre se encuentre con los ladrones, combatiendo las estructuras de pecado que producen ladrones y víctimas”.  Y para  esto no basta transformar las estructuras. Necesitamos dejarnos afectar por los pobres y desde ellos transformar también nuestros criterios y actitudes, nuestro modo de pensar y de vivir.
 5. Comunión y economía solidaria
 Nos preocupa la sociedad centrada en el dios dinero y sentimos la necesidad de seguir abriendo caminos a otra economía al servicio de la persona que promueva al mismo tiempo la inclusión social de los pobres y la consolidación de un trabajo decente como expresión de la dignidad esencial de todo hombre o mujer . Nuestras Cáritas tienen ya un fecundo recorrido en este campo. Con ellas, “creemos que es un momento propicio para revisar este camino y dejarnos confrontar e iluminar por la fe y la doctrina social de la Iglesia de modo que, en la medida de nuestras posibilidades, respondamos a la economía que mata promoviendo otra que da vida” . Como hemos manifestado en otras ocasiones, “la reducción de las desigualdades […] no puede dejarse en manos de las fuerzas ciegas del mercado. Es necesario dar paso a una economía de comunión, a experiencias de economía social que favorezcan el acceso a los bienes y a un reparto más justo de los recursos”.
 6. Comunión y espiritualidad de ojos abiertos
 Por último, la comunión con el Espíritu que movió a Jesús a hacer de su vida una vida para los demás y una buena noticia para los pobres. Hoy hemos de ser conscientes de que no toda espiritualidad sirve para el compromiso caritativo y social. Lo ha dicho Francisco: “No sirven ni las propuestas místicas sin un fuerte compromiso social y misionero, ni los discursos y praxis sociales o pastorales sin una espiritualidad que transforme el corazón”.  Lo hemos repetido nosotros en La Iglesia, servidora de los pobres (nn. 37-38). Nuestra mística ha de ser una mística de ojos abiertos a Dios y a los hermanos, no una mística sin nombre y sin rostro, como algunas de moda.  Una mística buscadora de rostros, al estilo de Jesús, que se adelanta a ver el rostro de los oprimidos,  sale al encuentro de los que sufren y es buena noticia para los pobres (Cfr Lc 4,16-19).
Conclusión
 Desde este horizonte de posibilidades que nos ofrece la espiritualidad de comunión, nos acercamos hoy al sacramento de la Eucaristía:
 -Él es la fuente de nuestra comunión con Cristo y con los hermanos.
 -En él nos acogemos y valoramos como miembros de un mismo cuerpo.
 -Con él podemos hacer de nuestra vida una vida entregada por los otros. 
 -Por él el Espíritu del crucificado resucitado se hace vivo entre nosotros.
 Que la Eucaristía, cuerpo entregado y sangre derramada de Jesús para la vida del mundo, nos ayude cada día a descubrir que el acercarnos a la misma mesa para comer el pan eucarístico nos obliga a compartir el proyecto de Dios de lograr una vida digna y un desarrollo humano integral para todos.
Madrid, 15 de mayo de 2017
Comisión Episcopal de Pastoral Social
Conferencia Episcopal Española
La vuelta al colegio siempre supone un desembolso importante para las familias.
El derecho a la educación es universal pero puede verse vulnerado gravemente cuando las familias no pueden proveerse de lo necesario para los procesos educativos de sus hijos.
Para ayudar a quienes no pueden afrontar este gasto Caritas pone en marcha la campaña de recogida de material escolar. Las personas que necesiten esta ayuda pueden ponerse en contacto con Paula, en el teléfono 981235789 o en la calle Reyes Magos 12; igualmente podrán realizar la petición en su Caritas Parroquial.
 
CONCIERTO DEL CORO Y ORQUESTA DE CÁMARA DE LA ESCUELA MUNICIPAL DE MÚSICA
Con el fin de apoyar la campaña escolar 2017-2018 el Coro y Orquesta de Cámara de la Escuela Municipal de Música actuará desinteresadamente.
Día: 10 de junio
Hora: 20.00 horas
Lugar: Sede del Sporting Club Casino A Coruña (calle Real 83)
Las personas que asistan donarán material escolar en el local del Casino el mismo día del concierto.

El director del secretariado de la Comisión Episcopal de Migraciones, P. José Luis Pinilla, S.J, dentro del ciclo de formación, organizado por Cáritas Diocesana de Santiago de Compostela, para llamarnos a ser comunidad con los refugiados, impartirá una conferencia, en A Coruña, el viernes día 12 de mayo a las 20:00 horas en Fonseca (Calle Fonseca, 8 bajo)

En su presentación el padre Pinilla nos recuerda unas palabras del Papa Francisco: “…parece que los acuerdos internacionales son más importantes que los Derechos Humanos”.

Tenemos la seguridad de que nos llevará a mirar a las personas con ojos de fraternidad.

La Confederación Cáritas Española convoca cada cuatro años las Jornadas de Teología de la Caridad. Este año, contando con la acogida de Cáritas Diocesana de Santiago, se celebran en Compostela. El presidente de Cáritas Internationalis, cardenal Luis Antonio Tagle, arzobispo de Manila (Filipinas), pronunciará la conferencia de clausura en la que hablará de “El cambio de actitudes que necesitamos para avanzar en una economía solidaria”.

“Nada está perdido si el pasado nos sirve no como un sofá, sino como trampolín con el propósito de comenzar algo nuevo”, asegura el arzobispo de Santiago de Compostela en su homilía durante la eucaristía de apertura de la segunda jornada
El programa de trabajo de esta mañana ha incluido una ponencia de José Manuel Aparicio y una mesa de debate con los expertos Antón Costas Comesaña y Carlos Askunze
Con una eucaristía oficiada por el arzobispo de Santiago de Compostela, monseñor Julián Barrio; su obispo auxiliar, monseñor Jesús Fernández, y los delegados episcopales de todas las Cáritas de Galicia, ha dado comienzo esta mañana el segundo día de trabajo de las XVII Jornadas de Teología de la Caridad que organiza Cáritas en la capital gallega y que concluyen mañana domingo.

Homilía de monseñor Barrio
En su homilía, el arzobispo de Santiago se refirió a las “raíces profundas de la incertidumbre actual, provocada por el debilitamiento de los vínculos y la sustitución de la solidaridad humana por la competitividad”, junto a “la pérdida de la perspectiva trascendente”.
“Nos creemos libres porque tenemos libertad para consumir”, afirmó monseñor Barrio. “Pero nada está perdido si el pasado no sirve no como un sofá, sino como trampolín  con el propósito de comenzar algo nuevo, más allá de los condicionamientos mentales y sociales que nos puedan imponer”, añadió. Para el prelado compostelano “no hay sistemas que anulen por completo la apertura al bien, a la verdad y a la belleza, ni la capacidad de reacción que Dios sigue alentando desde lo profundo de los corazones humanos”.
Para erradicar “esos desiertos exteriores que se multiplican porque se han extendido los desiertos interiores”, el prelado exhortó a “asumir el riesgo del testimonio personal en todos los ámbitos, valorar lo pequeño y aprender de las posibilidades que nos ofrece la vida sin apegarnos a los que tenemos ni entristecernos por lo que no poseemos”.
En esa tarea, en la que “la teología de la cariad ha de iluminar la crisis desde la luz de Cristo resucitado”, reafirmó el valor del compromiso de Cáritas en la transformación de la realidad y “las consecuencias trascendentales que tiene la misión espiritual de la Iglesia para el desarrollo de las y pata la configuración de la sociedad en la verdad”.

Fuente : Pastoral Santiago 

Las Jornadas de Teología de la Caridad reunirán en Santiago de Compostela, del 21 al 23 de abril, a representantes y especialistas de todas las Cáritas españolas. El tema elegido para este año es “Abriendo caminos a una economía más solidaria e inclusiva”. Se trata de uno de los ejes de trabajo de la Confederación de Cáritas: la generación de empleo inclusivo para las personas más vulnerables; el apoyo de iniciativas de economía social; la actividad de comercio justo, y el impulso a las finanzas éticas.
El arzobispo de Santiago, monseñor Julián Barrio será el encargado de dar la bienvenida y abrir el programa de actividades en la tarde del día 21 y teniendo como marco el salón de actos del Colegio La Salle. Por su parte el presidente de Cáritas Internationalis, cardenal Luis Antonio Tagle, arzobispo de Manila, pronunciará la conferencia de clausura en la mañana del domingo día 23 en la que hablará de “El cambio de actitudes que necesitamos para avanzar en una economía solidaria”.
Hay que recordar que cada dos años Cáritas Española promueve un evento de reflexión teológica, alternando una edición de Jornadas de Teología y otra del Congreso Hispano-Latinoamericano y del Caribe sobre Teología de la Caridad. En 1976 se celebraron las I Jornadas de Teología de la Caridad, y las últimas tuvieron lugar en 2013 en Salamanca.

 

El próximo 24 de Abril comienzan  las Jornada Soluciones para los Sin Techo. Con ellas , el hogar Sor Eusebia intenta dar una visión mas exacta de los objetivos del Proyecto Micasita.
El Hogar invita  a todo el que esté interesado . La inscripción es totalmente gratuita.

Días : 24 e 25 de abril de 2017  de 10 a 14 horas
Lugar: Sporting Club Casino de La Coruña, rúa Real 83, 15003 A Coruña
Se ruega confirmación de asistencia
  • Por teléfono en el 881 913 278
  • Por correo electrónico a Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

 

 

Cuando Rodrigo Hidalgo inició el primer Festival Intercentros en el Colegio de los Padres Dominicos, hace ya 15 años, no podía imaginarse que algo aparentemente pequeño se iba a convertir en una iniciativa tan “grande”. Lo que comenzó siendo un tímido concurso alcanza hoy una envergadura digna de Eurovisión. Pero, a diferencia del festival televisivo, el Intercentros tiene un elemento característico que no nos deja indiferentes: la solidaridad. El objetivo primordial de esta iniciativa no es ganar sino colaborar para que otros ganen.
Niños y niñas de múltiples colegios de A Coruña y alrededores se embarcan en la aventura de sacar adelante unas actuaciones de sobresaliente, con la finalidad de que su esfuerzo sirva para contribuir cada año con una o varias entidades sociales que ayudan a hacer un mundo más justo y mejor.
Detrás de estos chicos y chicas también hay un grupo de padres, madres y profesores, capitaneados por el incombustible Padre Rodrigo, que año tras año se esfuerzan porque el festival sea un éxito, hasta alcanzar un nivel casi profesional.
Las instituciones oficiales y algunas empresas privadas también ponen su granito de arena para que Intercentros salga adelante y sea un referente en A Coruña.
La Asociación Cultural Festival Intercentros inauguró el 23 de marzo en la sede de Afundación la exposición XV+1 Aniversario, en la que se muestran todos los proyectos solidarios llevados a cabo a lo largo de estos 16 años de historia, con el objetivo de visibilizar las ONGs con las que han colaborado.
La exposición estará en Afundación (Cantón Grande 24) hasta el 1 de abril. Posteriormente se trasladará al Fórum Metropolitano y, de ahí, a los distintos colegios que participan en la iniciativa. 
El día 31 de marzo, a las 17 horas, se celebrará en el Coliseum la macro gala solidaria intercentros. Este año los fondos recaudados se destinarán a la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC). También se beneficiará de la iniciativa el Banco de Alimento Rías Altas, ya que con la entrada se pide que se lleven alimentos no perecederos para donárselos. 
Os animamos a todos a participar en esta actividad solidaria y amena que contribuye a mejorar la vida de muchas personas y a educar a las futuras generaciones en valores fundamentales para la sociedad y para el ser humano.

¿Dónde puedo comprar una entrada?

Colabora con nosotros

Puedes colaborar con nosotros haciéndote socio o trabajando como voluntario en nuestras campañas sociales. También puedes colaborar con Caritas mediante una donación.

¿Dónde estamos?

Servicios centrales
Plaza de Recife S/N
15004 A Coruña
Teléfonos
981 26 98 39
981 26 90 66